¿Qué es la nutrición deportiva ? Si eres deportista aficionado amateur o profesional, aprende sobre Tu alimentación

Por mariamazo, 20 Abril, 2023

Es la rama de la nutrición que engloba la dieta de los deportistas. Y tiene como objetivo principal optimizar el rendimiento del entrenamiento físico, así como también acelerar la recuperación tras el desgaste físico.

La base de la nutrición deportista radica en la búsqueda de una adecuada ingesta de hidratos de carbono, proteínas e hidratación de la forma más equilibrada posible,antes durante y después de la competición o entrenamiento. 

La importancia de la nutrición para deportistas

¿Cómo influye la alimentación a las sesiones de entrenamientos?

Los alimentos incluidos en nutrición deportista suelen atender a tres objetivos básicos:

  • Proporcionar energía
  • Fortalecer y reparar los tejidos
  • Mantener y regular el metabolismo

No existe una única dieta para los deportistas, sino que dependerá del deporte realizado. Hay que tener en cuenta que no sirve la misma nutrición deportista para una profesional dedicado al culturismo.

Donde los alimentos proteicos ayudan a generar atrofia muscular. Que para otro que practica deportes más atléticos, donde los glúcidos favorecen el esfuerzo energético prolongado.

Para una correcta planificación de la nutrición del deportista, hay que tener en cuenta:

  • Las características individuales del deportista.
  • Su estado nutricional.
  • El tipo de deporte que realiza.

La nutrición para deportistas debe ser variada. Han de evitar eliminar grupos de alimentos esenciales y teniendo siempre en cuenta las exigencias que conlleva la práctica de la modalidad deportiva.

Con respecto a los suplementos, podemos decir que, para una práctica amateur con una dieta bien confeccionada, no son necesarios.

Para los deportistas de alto rendimiento, en cambio, puede ser necesario suplementar alguna carencia si las pruebas médicas que se le practican así lo indican.

La alimentación siempre ha sido importante, ya desde la época del Paleolítico, donde el homo neanderthalensis y el homo sapiens eran cazadores recolectores.

Con una estatura elevada, fuertes, con pocas enfermedades crónicas y degenerativas. Con una dieta integrada por carne magra de caza y por frutas silvestres y frutos secos disponibles de forma esporádica y estacional.

Su alimentación habitual se basaba en la carne y el pescado. Estos precursores ya tenían un nivel de actividad física y deporte elevado debido a la necesidad de cazar.

Realizaban grandes desplazamientos, atravesando terrenos difíciles y hostiles, con el fin de capturar presas y así proporcionar alimento al resto de la tribu.

No es hasta la instauración y desarrollo de los Juegos Olímpicos de la Primera Era, destinados a favorecer el bienestar físico e intelectual, cuando se conoce por primera vez el interés por escoger los alimentos y por aplicar técnicas con la idea de mejorar el rendimiento deportivo.

Se tiene conocimiento de la forma de preparación de los deportistas desde los Juegos Olímpicos de la Primera Era que se desarrollaron antes del 776 aC hasta el 393, año en que fueron suprimidos por el emperador cristiano bizantino Teodosio.

La década de 1980 marcó la aparición del campo conocido como alimentación deportiva para un adecuado rendimiento deportivo. Una nutrición deportista que con el paso de los años cada vez es más especializada.